25 luglio 2011 / 14:07 / 6 anni fa

El mundo mira a EEUU y espera que evite un "suicidio" por deuda

Por Emily Kaiser

SINGAPUR, 25 jul (Reuters) - Las autoridades financieras del mundo oscilaban el lunes entre la esperanza y la confianza en que el Congreso de Estados Unidos romperá el estancamiento político en las negociaciones por la deuda, que amenaza con una suspensión de pagos y con estremecer a los mercados globales.

Asia, que posee cerca de 3 billones de dólares en deuda del Gobierno estadounidense, tiene un enorme interés en que Washington encuentre una salida viable. Las autoridades y los economistas esperaban que los congresistas lleguen a un acuerdo de último minuto para evitar la crisis.

La suicida estrategia política golpeaba a las bolsas del mundo el lunes y llevaba el dinero hacia activos seguros como el oro XAU= y el franco suizo CHF=, poniendo fin a una breve escalada de alivio por la aprobación de un segundo paquete de rescate a Grecia, aunque no había señales de pánico.

Pero a sólo ocho días del plazo del 2 de agosto, cuando el Departamento del Tesoro estima que se quedará sin fondos para pagar sus compromisos, el nivel de la preocupación se hace cada vez más apremiante.

“Aquellos encargados directos de operaciones con reservas deben estar más nerviosos que antes, pero nadie cree que los estadounidenses escogerán suicidarse cuando conocen las soluciones”, dijo un alto cargo del Banco de Corea, que pidió no ser identificado.

Con el alivio por el impulso de un nuevo rescate a la endeudada Grecia, Berlín también espera que Washington eleve el tope de la deuda federal.

“Hemos (...) seguido el debate en Estados Unidos con gran interés y seguimos confiando en que puede alcanzarse un acuerdo”, dijo el portavoz del Gobierno alemán Christoph Steegmans en una rueda de prensa.

Otros fueron menos optimistas y bastante más contundentes.

“La ironía de la situación actual (...) es que la mayor amenaza al sistema financiero mundial viene de unos pocos locos derechistas del Congreso estadounidense en vez de la zona euro”, dijo el domingo el ministro del Gobierno británico Vince Cable.

CONFLICTO POLITICO, NO ECONOMICO

Fuentes en Asia dijeron que hallar una solución era principalmente un tema de voluntad política más que de asegurar una financiación de emergencia, que podría ser mucho más complicado, como lo ha demostrado la crisis de Grecia.

“Ellos definitivamente van a llegar a un compromiso”, dijo Xia Bin, asesor académico del Banco Popular de China. “No hay que preocuparse demasiado de eso”, agregó.

China es el mayor tenedor extranjero de deuda estadounidense, con 1,16 billones de dólares a mayo, por lo que un voto de confianza de Pekín tiene un peso significativo.

Un alto cargo indio dijo que el Gobierno de Barack Obama y el Congreso deben estar bien advertidos de las consecuencias para los mercados globales de que no se llegue a un acuerdo.

“Si usted mira los mercados mundiales, están temerosos aunque no en picado”, dijo el responsable indio.

El tesorero australiano, Wayne Swan, dijo que un prolongado debate sobre el techo de la deuda estadounidense sumaba incertidumbre a la economía global.

“Con la recuperación global y la confianza aún frágil, es de interés de todos que las autoridades estadounidenses trabajen hacia una resolución rápida”, dijo Swan en un correo electrónico a Reuters.

Ethan Harris, co-líder de investigación económica global de Bank of America-Merrill Lynch, dijo que esperaba un incremento temporal en el límite de deuda con la promesa de reducciones de hasta 4 billones de dólares en el déficit fiscal que debiera concretarse seis meses después.

“El escenario base puede se resumido como ‘apaciguar y postergar’ -apaciguar a las agencias calificadoras de crédito y al mercado con el inicio de un gran plan, pero en realidad postergar la crisis más hacia el futuro”, dijo Harris.

Robert Tipp, estratega jefe de inversión de Prudential Fixed Income en Newark, Nueva Jersey, dijo que el Tesoro estadounidense podría tener un espacio algo mayor al plazo del 2 de agosto, debido a que la recaudación tributaria había superado las expectativas. Pero eso sería para comprar días, no semanas.

Para las autoridades asiáticas, no hay alternativa a invertir en bonos del Tesoro. China y Japón son por lejos los mayores tenedores extranjeros de deuda estadounidense con más de 2 billones de dólares. No hay otro mercado en el mundo que sea lo suficientemente profundo para absorber ese monto de inversión.

Mark Mobius, consejero delegado del grupo de mercados emergentes de Templeton Asset Management, dijo que podría volar más dinero hacia las monedas y bonos asiáticos si las negociaciones por la deuda estadounidense fracasan.

“La gente verá eso como una alternativa más segura”, dijo Mobius. “Ya se está comenzando a ver esa tendencia”, agregó.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below