16 agosto 2011 / 13:49 / tra 6 anni

Sarkozy y Merkel se reúnen bajo fuerte presión

Por Leigh Thomas y Yann Le Guernigou

PARÍS, 16 ago (Reuters) - Los líderes de Francia y Alemania sostendrán una tensa reunión el martes para discutir qué medidas adicionales podrían tomar para elevar la confianza de los inversores en la solvencia de la zona euro, tras una dramática ola de ventas en los mercados la semana pasada.

El presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, y la canciller alemana, Angela Merkel, están bajo presión para mostrar a los mercados financieros que están de acuerdo en tomar más medidas para apuntalar a la asediada unión monetaria.

Ambos líderes podrían estudiar la obligación de que todos los países de la zona euro aprueben leyes nacionales sobre límites de déficit y la idea de un portavoz o coordinador permanente de la zona euro, indicó a Reuters una fuente cercana a las conversaciones.

Muchos expertos dicen que la única vía para segurar una financiación asequible para los países bajo mayor tensión financiera del bloque sería la emisión de bonos conjuntos de la zona euro.

Pero funcionarios en París y Berlín han intentado disminuir las expectativas respecto a la conversación de las 1400 GMT y la conferencia de prensa de las 1600 GMT, diciendo que las discusiones no abordarían los eurobonos y muchos analistas pidieron no hacerse demasiadas expectativas.

“(Sarkozy) no sacará de un sombrero tres conejos maravillosos que tranquilicen a los mercados mundiales”, indicó el economista francés Alain Minc a la radio Europe 1.

Los alemanes de a pie se han opuesto a entregar más ayuda a sus socios más débiles.

Datos del martes mostraron que el Producto Interior Bruto alemán apenas creció en el segundo trimestre del año, lo que sugiere que la desaceleración comienza a afianzarse, haciendo más difícil convencer a los alemanes de ayudar a sus socios europeos.

“Mientras los políticos alemanes están decidiendo los pros y los contras de bonos europeos comunes, el lujo de tener una economía funcionando en velocidad ‘maravilla’ se está disipando”, dijo Carsten Brzeski de ING.

La economía alemana creció sólo un 0,1 por ciento en el segundo trimestre, mientras que la economía de Francia se estancó en el mismo período.

Sarkozy y Merkel ya planeaban reunirse esta semana para cumplir con su promesa efectuada el 21 de julio de presentar nuevas propuestas sobre la dirección económica de la zona euro, pero las turbulencias de los mercados en los últimos días aceleraron la urgencia del encuentro.

Temiendo que la crisis de deuda de la zona euro se extienda al centro del continente, los inversores se deshicieron de sus acciones en bancos franceses, que están expuestos a la deuda italiana, mientras circulaban rumores -negados por las agencias crediticias- de que la calificación “AAA” del país estaba en riesgo.

La ola de ventas evidenció que los mercados no resultaron convencidos por el acuerdo del 21 de julio para darle nuevos poderes al fondo de rescate de la zona euro, el EFSF, y por la promesa de que París y Berlín elaborarán propuestas para coordinar la dirección económica que serán presentadas a finales de agosto.

Se espera que ambos líderes discutan sostener cumbres regulares de la zona euro, como Francia desea, formas de mejorar la supervisión de las políticas fiscales e inclusive la armonización fiscal.

Información adicional de Marc Angrand, Nicholas Vinocur y Patrick Vignal en París y Andreas Rinke y Stephen Brown en Berlín; Escrito por Mike Peacock y Catherine Bremer

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below