ACTUALIZA 1-Dos liberianas y una yemení ganan el Nobel de la Paz

venerdì 7 ottobre 2011 12:11
 

(añade detalles, citas)

OSLO, 7 oct (Reuters) - Tres mujeres que han defendido los derechos y el fin de la violencia en Liberia y Yemen, entre ellas la presidenta liberiana, Ellen Johnson-Sirleaf, ganaron el viernes el premio Nobel de la Paz, informó el Comité Noruego del Nobel.

La también liberiana Leymah Gbowee, quien movilizó a las mujeres de su país contra la guerra civil - que incluyó organizar una "huelga de sexo" - y la activista Tawakkul Karman, que ha trabajado en Yemen, comparten el precio valorado en 1,5 millones de dólares con Johnson-Sirleaf, que el jueves se presenta para un segundo mandato como presidenta.

"No podemos lograr democracia y paz duradera en el mundo a menos que las mujeres obtengan las mismas oportunidades que los hombres e influyan en el desarrollo a todos los niveles de la sociedad", dijo a periodistas el presidente del comité, Thorbjoern Jagland.

"El Premio Nobel de la Paz de 2011 será dividido en tres partes iguales entre Ellen Johnson-Sirleaf, Leymah Gbowee y Tawakkul Karman por su lucha no violenta por la seguridad de las mujeres y los derechos de las mujeres a participar totalmente en las labores para construir la paz".

Johnson-Sirleaf, de 72 años, es la primera africana que es elegida presidenta libremente. Gbowee movilizó y organizó a las mujeres superando divisiones étnicas y religiosas para poner fin a la guerra en Liberia y asegurar la participación femenina en las elecciones.

El comité añadió: "En las circunstancias más difíciles, antes y durante la "primavera árabe", Tawakkul Karman ha desempeñado un papel destacado en la lucha por los derechos de las mujeres, la democracia y la paz en Yemen".

El Comité Noruego del Nobel espera que el premio a Ellen Johnson-Sirleaf, Leymah Gbowee y Tawakkul Karman ayude a poner fin a la represión de las mujeres que sigue sucediendo en muchos países, y para que se den cuenta del gran potencial para la democracia y la paz que pueden representar las mujeres.

Tawakkul Karman dijo el viernes que el premio era una victoria para los activistas prodemocráticos yemeníes y que no los abandonaría hasta que hubieran obtenido todos los derechos en un "Yemen moderno y democrático".   Continua...