29 ottobre 2010 / 11:50 / tra 7 anni

La UE acuerda cambiar el tratado y crear una red ante las crisis

Por Ilona Wissenbach y Timothy Heritage

BRUSELAS, 29 oct (Reuters) - La Unión Europea activó el viernes planes para enmendar su principal tratado y crear un sistema permanente para evitar crisis financieras, y dijo que una cumbre centrada en nuevas normas presupuestarias reforzaría al euro.

Los líderes de la UE respaldaron en una cumbre el jueves las peticiones alemana y francesa para realizar modificaciones limitadas al tratado de Lisboa en un encuentro en diciembre, y apoyaron endurecer las sanciones contra los países que no mantienen su deuda bajo control.

También acordaron el viernes un borrador de comunicado de la cumbre que compromete a la UE a crear un mecanismo permanente que sustituirá a una red de seguridad de emergencia de 440.000 millones de euros para los países de la zona euro endeudados cuando ésta expire a mediados de 2013.

París y Berlín consiguieron superar la feroz hostilidad inicial al cambio del tratado, pero sólo después de que muchos países descartaran modificaciones de gran alcance que les habrían obligado a celebrar referéndums públicos con pocas posibilidades de salir adelante.

“Creo que es importante crear una clara cultura de estabilidad en Europa. Eso es lo más importante para una buena cohesión en la UE. Europa nos hace fuertes pero esta Europa necesita normas. Debe tener éxito y para ello dimos un importante primer paso ayer”, dijo la canciller alemana, Angela Merkel, a los periodistas.

“Uno ya puede decir que el euro saldrá reforzado, en primer lugar mediante el reforzamiento del Pacto de Estabilidad y Crecimiento (normas presupuestarias) y las posibles sanciones resultantes que se aplicarán casi automáticamente”.

Los mercados financieros no mostraron una reacción inmediata a los acuerdos de la cumbre, pero cualquier indicio de que la UE da marcha atrás en sus esfuerzos por garantizar disciplina perturbaría a unos inversores ya preocupados por problemas de deuda en países como Portugal, Grecia e Irlanda.

Destacadas fuentes de la UE dijeron que el presidente del Banco Central Europeo, Jean-Claude Trichet, reiteró en la cumbre su preocupación por el hecho de que las normas presupuestarias no eran lo suficientemente duras y que unas prolongadas negociaciones sobre el mecanismo permanente podrían desestabilizar los mercados.

Las fuentes le citaron diciendo que unas negociaciones extensas podrían ser un “problema” cuando la crisis económica sigue siendo muy profunda y los mercados siguen tensos.

REVÉS ALEMÁN SOBRE LOS DERECHOS DE VOTO

Los llamamientos de Berlín para suspender los derechos de voto de países que violen las normas presupuestarias fueron relegados a un segundo plano, pero responsables alemanes celebraron el hecho de que la UE hubiera aceptado el cambio en el tratado, que hace unos pocos meses había parecido imposible.

Aunque los otros 25 estados miembros respaldaron la mayoría de los términos de un acuerdo alcanzado por Francia y Alemania el 18 de octubre, algunos países más pequeños no quedaron satisfechos con lo que fue visto en general como un apaño entre las dos grandes potencias de la UE.

Una destacada fuente de la UE dijo que los líderes habían acordado no abandonar totalmente la demanda sobre los derechos de voto sólo porque Merkel no podía permitirse volver a casa sin que siguiera teóricamente aún sobre la mesa.

La canciller se enfrenta a duras críticas en Alemania por aceptar las demandas francesas de diluir las propuestas iniciales de sanciones semiautomáticas para los infractores de las normas presupuestarias a cambio de que París la respaldara sobre el cambio del tratado.

Los líderes de la UE pidieron a Herman van Rompuy, el presidente del Consejo Europeo que agrupa los gobiernos nacionales, que explorara qué cambios de tratado se necesitarían para aplicar la disciplina fiscal y la Comisión Europea ayudará a preparar los cambios.

El borrador de comunicado de la cumbre, obtenido por Reuters, dijo que las enmiendas tendrían que ser limitadas y que una norma existente que implica que los países de la UE no podían asumir la deuda de otro miembro del bloque debía seguir ahí.

El mecanismo permanente de crisis implicará a inversores privados, el Fondo Monetario Internacional y fuertes condiciones para que puedan prestarse fondos a países que lo necesiten.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below