Buffett a Obama: La economía de EEUU sólo ha mejorado a la mitad

venerdì 16 luglio 2010 09:23
 

WASHINGTON, 16 jul (Reuters) - El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, recibió un mensaje aleccionador de Warren Buffett cuando le preguntó al gurú de la inversión sobre la recuperación económica, de acuerdo con una entrevista que Obama ofreció el jueves en NBC News.

"Les diré exactamente lo que dijo Warren Buffett. Dijo 'pasamos una fuerte recesión. Y no nos hemos recuperado plenamente. Hemos vuelto en un 40, 50 por ciento. Pero aún tenemos un largo camino por recorrer'", dijo Obama a NBC durante una visita a Holland, Michigan.

Obama conversó el miércoles con Buffett en el Despacho Oval mientras busca ideas sobre cómo traducir un mayor crecimiento estadounidense en más empleos. Esto lo ayudaría a cumplir su promesa electoral de reducir el desempleo, que actualmente llega a un 9,5 por ciento.

Buffett, quién amasó una fortuna de unos 47.000 millones de dólares (casi 37.000 millones de euros) administrando su firma de seguros e inversión Berkshire Hathaway, le advirtió que la recesión creó un enorme excedente de capacidad en la economía que simplemente tomará tiempo reducir.

Obama contó que Buffett específicamente usó el ejemplo del mercado inmobiliario estadounidense, haciendo notar que 1,2 millones de casas nuevas se construyen cada año de promedio en Estados Unidos, de acuerdo con tendencias históricas. Esa cantidad se disparó sobre dos millones de dólares durante la burbuja de propiedades, pero desde entonces la actividad de construcción se ha hundido.

"Lo que Warren señaló fue, mira, vamos a tener que volver a 1,2 (millones). Pero en este momento estamos inmersos en una gran cantidad de inventario. Así que gran parte del (...) desafío es abrirnos camino a través de la recesión", explicó Obama.

El elevado desempleo es otro tipo de excedente en la capacidad económica. El Partido Demócrata de Obama se arriesga a ser castigado por los votantes en las elecciones legislativas del 2 de noviembre si no logra convencerlos de que un crecimiento más sólido se traducirá en tiempos mejores.