Sabadell se mantiene atento para aprovechar oportunidades compra

giovedì 14 aprile 2011 19:52
 

MADRID, 14 abr (Reuters) - El Banco Sabadell (SABE.MC: Quotazione) se mantiene abierto a estudiar cualquier oportunidad de compra que surja en el actual proceso de reestructuración del sector financiero español, dijo el jueves el presidente del banco catalán, Josep Oliu, en su intervención ante la junta de accionistas.

"Es posible que en dicho proceso surjan oportunidades de consolidación que puedan completar la franquicia del Sabadell a nivel nacional. Si así fuera, se estudiarán teniendo en cuenta el riesgo y la rentabilidad para el banco y para sus accionistas en un horizonte a un plazo relativamente corto", dijo Oliu ante la junta.

El directivo destacó que el banco contaba con una capacidad de gestión contrastada en procesos de integración bancaria conseguida en los últimos años tras las recientes incorporaciones de Guipuzcoano y del Sabadell United Bank en Estados Unidos.

En el actual proceso de recapitalización del sector financiero en España, la reciente ruptura de Banco Base ha llevado a la CAM (CAHM.MC: Quotazione), una de las cuatro cajas que se iban a integrar en este proyecto, a solicitar ayudas al FROB por valor de 2.800 millones de euros.

Aunque la CAM dijo que "inicialmente" iba a seguir el proceso de refuerzo de solvencia en "solitario" también dejó la puerta abierta a la incorporación de posibles socios en el futuro.

Esto ha llevado a varias entidades, incluido bancos, a manifestar su interés por la CAM.

Un portavoz de Sabadell manifestó que en "este momento no nos planteamos una inversión en la caja antes de su reconversión en un banco o antes de la entrada del FROB".

En 2010, el Banco Sabadell redujo su beneficio atribuible en un 27,3 por ciento a 380 millones de euros y finalizó con un ratio de capital del 8,2 por ciento.

En los primeros meses de 2011, la entidad reforzó su solvencia hasta alcanzar un 8,88 por ciento de core capital tras una ampliación del 10 por ciento de su capital.

En la actualidad, las entidades financieras españolas se encuentran en un proceso de recapitalización después de que el Gobierno elevara las exigencias de capital principal al 8 por ciento o al 10 por ciento para entidades no cotizadas y con fuerte dependencia de la financiación mayorista.

(Información de Jesús Aguado, Editado por Tomás González)