Portugal podría ser próxima víctima -Viceprimer ministro griego

lunedì 5 aprile 2010 15:22
 

LISBOA, 5 abr (Reuters) - El conjunto de los problemas de deuda observados en Grecia probablemente se extiendan por la zona euro y Portugal podría ser la próxima víctima, dijo el viceprimer ministro griego Theodoros Pangalos según el diario portugués Jornal de Negocios.

Pangalos, que este año acusó a Alemania de no compensar adecuadamente a Grecia por la ocupación de la Segunda Guerra Mundial, afirmó que la línea dura de Alemania en las conversaciones con Grecia se basaba en un "tema moral y racial" y en la idea de que los griegos no trabajan lo suficiente.

En una entrevista que concedió el martes pasado, Pangalos dijo que Portugal no debiera permanecer neutral sobre el tema de la ayuda de la Unión Europea a los miembros en problemas, después de que los líderes llegaran a un acuerdo sobre una red de seguridad financiera para Grecia el 25 de marzo.

"Ustedes son las próximas víctimas (...) Espero que no ocurra y la solidaridad prevalezca, y encontremos una salida a esta escalada (de los costes de la deuda). Pero si esto no ocurre, la próxima víctima probable será Portugal", agregó.

Consultado por si pensaba que la crisis se extendería por la zona euro, Pangalos dijo: "Sí, seguro".

"Lo que nos ocurrió ahora (a Grecia) es porque nosotros estamos en una situación peor, pero podría también ocurrir en España y Portugal", agregó.

La menor competitividad y un déficit fiscal que llegó al 9,4 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) el año pasado, han hecho de Portugal una de las economías que está en el centro de atención de los mercados, preocupados sobre las posibilidades de una moratoria de deuda en la zona euro.

Pero la prima que le cuesta a Portugal colocar bonos es todavía cerca de tres veces menor que la de Grecia, y su ratio deuda-PIB previsto para este año es del 86 por ciento, mucho menor que el de Grecia, de cerca del 120 por ciento.

Los economistas también han reaccionado positivamente al programa de austeridad gubernamental, que apunta a reducir el déficit fiscal a un 2,8 por ciento del PIB en 2013, y muchos apuntan a que Portugal tiene unas buenas marcas para reducir su déficit.   Continua...