La UE dice miembros comprometen 3 billones euros de ayuda bancos

mercoledì 8 aprile 2009 13:21
 

BRUSELAS, 8 abr (Reuters) - Los miembros de la Unión Europea se han comprometido hasta el momento a aportar 3 billones de euros en ayudas y garantías a instituciones financieras debido a la crisis, aunque se mantuvieron las reglas básicas para las ayudas estatales, dijo la Comisión Europea el miércoles.

El brazo ejecutivo de la UE dijo que la ayuda dada a los bancos desde septiembre de 2008, cuando la crisis se profundizó, sumaba colchones de garantías por 2,3 billones de euros, esquemas de recapitalización por 300.000 millones de euros, y varios programas individuales de rescate por 400.000 millones.

"El volumen real de ayuda estatal será significativamente menor, especialmente porque el elemento de ayuda en garantías estatales normalmente constituye sólo una pequeña fracción de los importes garantizados", dijo el informe de la Comisión.

El documento añadió que la Comisión, que analiza la competencia y las reglas de ayuda estatal en el bloque de 27 Estados, se ha asegurado de que los programas de rescate no hayan afectado negativamente al mercado único de la UE provocando una carrera de subsidios.

"Las reglas de ayuda estatal de la UE, ensayadas y comprobadas, han sido claramente parte de la solución", dijo en un comunicado la comisaria de Competencia del bloque, Neelie Kroes.

"Nuestra intervención y (...) condiciones han evitado que los Estados miembros caigan en la trampa del proteccionismo y que exporten sus problemas a otros Estados miembros, mientras permite a otros países miembros evitar su desaparición financiera", agregó.

El informe de la Comisión confirmó que, con la excepción de Letonia y Hungría, los miembros económicamente más pobres de la UE en Europa central y oriental no ofrecieron a sus bancos ningún esquema especial.

Analistas dicen que esto es en parte debido a que sus bancos, en su mayoría propiedad de instituciones de Europa occidental, están mucho menos expuestos a activos tóxicos y porque sus gobiernos no tienen dinero para ayudarles.

La Comisión ha insistido en que los fondos destinados a los bancos en los países económicamente más ricos para estimular el crédito también podían ayudar a sus filiales en los países menos ricos.

(Escrito por Marcin Grajewski, traducido por Feliciano Tisera)