CNE no trató asunto Repsol, no sabe si lo hará próximamente

martedì 27 settembre 2011 18:59
 

MADRID, 27 sep (Reuters) - La Comisión Nacional de la Energía dijo el martes que no ha tratado en su consejo extraordinario las reclamaciones de Repsol para que estudie el pacto de accionistas de Sacyr y Pemex y el incremento de la participación de este último en la petrolera.

En un correo electrónico, el regulador dijo que tiene hasta tres meses para analizar si estudia la operación.

"El Consejo no ha tratado el tema de Repsol en la sesión de hoy (martes), no sabemos si lo hará en próximas sesiones. Os recordamos que dispone de tres meses desde que Repsol lo solicitó y que en cuanto en el Consejo haya una decisión se informará pertinentemente", dijo una portavoz de la CNE en un e-mail.

A principios de mes, Repsol solicitó al regulador energético nacional que analice el acuerdo al considerar que puede afectar a negocios regulados, a la vista de que Pemex es una empresa no comunitaria y la petrolera española tiene intereses en negocios regulados, en pequeñas filiales de electricidad y gas y, principalmente, a través de su participación del 31 por ciento en Gas Natural .

Para ello, Repsol reclamó que se aplicase la conocida como "Función 14", que establece que la CNE tiene que autorizar operaciones de compraventa de participaciones relevantes en empresas que desarrollen actividades que tengan que ver con la distribución, suministro o transporte de electricidad o gas.

La Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (AEMEC) también pidió a la CNE que analice el pacto de Sacyr y Pemex y que suspenda los derechos de voto de ambos hasta que se resuelva la investigación.

Sacyr, que cuenta con un 20 por ciento de Repsol, y Pemex, que posee un 9,5 por ciento, acordaron a finales de agosto sindicar sus participaciones e implementar acuerdos en la petrolera proponiendo incluso cambios en la gestión de la compañía.

El Gobierno español, a pocos días de conocerse el pacto de accionista, dijo que mantiene una posición neutral en la operación, y que la decisión permite mantener la "hispanidad" de Repsol. (Información de Andrés González; Editado por Feliciano Tisera)